Ruta del faro de Punta de Rasca y su malpaís

Ruta del faro de Punta de Rasca y su malpaís

17/01/2022 0 Por lucollado

La ruta del faro de Punta de Rasca es un sencillo pateo que discurre por el asombroso Malpaís de la Rasca, una Reserva Natural Especial situada en el municipio de Arona, en el sur de Tenerife

Asombroso porque es un paisaje que solo encontrarás en Canarias y en concreto en las islas de Tenerife, Lanzarote o Fuerteventura (y ahora en La Palma). Un malpaís consiste en un paisaje único formado gracias al enfriamiento y la consolidación de las lavas emitidas en un episodio volcánico. Si se utiliza ese vocablo quizás algo malsonante es porque se trata de un terreno solo transitable a pie, en el que apenas crece nada y es imposible construir. Es un campo de lava y escoria que a los que somos de fuera se nos antoja un poco extraterrestre. 

Tras la erupción del volcán de La Palma hemos podido ver en directo como territorios antes poblados quedaban convertidos en auténticos malpaíses que tardaran miles de años en convertirse en suelo fértil según los expertos.

Malpaís de la Rasca

Con esta ruta que te proponemos podrás hacerte una idea de lo que supone para la naturaleza una erupción volcánica.

Recorrido de la ruta del faro de Punta de Rasca

El recorrido que realizamos fue desde El Palm-Mar a Las Galletas por el litoral, atravesando el Malpaís de la Rasca y visitando el faro de la Punta de Rasca. A la vuelta, en vez de deshacer el camino preferimos tomar una guagua. Si quieres acortar la ruta mucha gente opta por finalizarla en el faro. También es posible hacerla circular ya que hay un sendero costero y otro que discurre por el interior del malpaís.

Datos técnicos

  • Inicio: Palm-Mar
  • Final: Las Galletas
  • Distancia: 7 km.
  • Desnivel acumulado: mínimo
  • Duración: 2 horas 
  • Tipo: Lineal
  • Dificultad: Fácil

Recomendaciones

  • Evitar hacer esta ruta con mucho calor o sol intenso porque es un secarral. Imprescindible protección solar.
  • La ruta es fácil y sin apenas desnivel pero el tipo de terreno con muchas piedras sueltas puede hacerla no apta para personas con dificultades de movimiento. Mejor con botas o unas buenas zapatillas.
  • Bañador opcional. Existen varios puntos de baño muy apetecibles que tendrás que ir descubriendo. 

Caminando por el Malpaís de la Rasca

Cartel indicador | Ruta Faro de Punta de Rasca

El Palm-Mar es una localidad turística de Arona donde solo hay urbanizaciones y locales comerciales que en algún momento quiso ser una especie de reducto marbellí antes de que empezara la crisis y muchos edificios en obras quedaran abandonados. Tiene una playa de guijarros llamada La Arenita con un paseo marítimo lleno de un sinsentido de enormes bancos de piedra que nos hace referirnos a esta zona siempre como “costa banco”. En las inmediaciones de esta playa es donde dejamos el coche. 

Para llegar al inicio del sendero hay que caminar unos metros hacia la izquierda según miramos al mar. La ruta del faro de Punta de Rasca discurre por un camino marcado junto al mar por lo que no tiene ninguna pérdida. 

Inicio ruta del faro de Punta de Rasca en El Palm-Mar

Al principio el sendero es cómodo y ancho pero luego se va volviendo cada vez más pedregoso, tanto que apenas podrás apartar la vista del suelo. Aunque el día está nublado el calor es intenso en este espacio y no hay ninguna sombra para guarecerse.

Senderismo por la Punta de Rasca

La costa ofrece multitud de pequeños charcos muy buenos para pegarse un baño si el tiempo acompaña (su atractivo mayor o menor dependerá de las mareas). 

El clima árido, con gran insolación, altas temperaturas, elevada salinidad y suelos poco evolucionados han dado lugar a una vegetación compuesta sobre todo de tabaibas y cardones. Pequeños reptiles como los perenquenes y un buen número de aves marinas y migratorias campan por este paisaje más propio del Lejano Oeste.

La reserva natural contiene varios conos volcánicos de gran valor paisajístico como Montaña Grande, de 153 metros de altura y Montaña Caraba de 114 metros, todo ello con sus correspondientes frentes de lava.

Ruta Malpaís de Rasca

Vestigios guanches en la ruta del faro de Punta de Rasca

La parte más interesante del recorrido en nuestra opinión llega en forma de restos arqueológicos. En el Malpaís de la Rasca se ha contrastado una amplia presencia guanche hasta el punto de ser considerada una  de las principales joyas de la arqueología de Tenerife. 

Podremos observar restos de cabañas, cuevas, aljibes y concheros entre otros. Su conservación, como la gran mayoría del patrimonio aborigen de Tenerife, es deplorable. 

Además de servir de espacio de pastoreo, agricultura y pesca, según la tradición oral se sabe que este litoral tuvo gran importancia dentro de las tradiciones del pueblo guanche. Por ejemplo, era un lugar de celebraciones deportivas aborígenes. Durante el Beñesmer (nuevo año guanche) se celebraba una competición donde los mejores nadadores de los menceyatos cercanos se daban cita. Una parte más siniestra era la celebración de sacrificios humanos ya que se cree que era común arrojar vivo a un niño por la Punta de Rasca durante el solsticio de verano.

Charcos Malpaís de Rasca | Tenerife

Pronto nos toparemos con multitud de cabañas costeras, construidas con escorias volcánicas y cantos basálticos de origen guanche. Estas más tarde fueron utilizadas por pescadores que pasaban largas temporadas en la zona (muy aislada en el pasado) y se que dedicaban sobre todo al marisqueo y la pesca de pulpo.

Restos guanches en Punta de Rasca

El próximo punto de interés son las salinas. La obtención de sal natural era uno de los principales recursos de la zona. El proceso era sencillo: los charcos se llenan durante las mareas y al evaporarse el agua se produce la concentración de sal. Los guanches  trasladaban el agua hacia pequeños charcos o cocederos fuera del posible alcance del oleaje, para acelerar el proceso de evaporación. Este uso también continuó años después. 

El faro de Punta de Rasca

Senderismo Faro de Punta de Rasca

El siguiente hito de la ruta del faro de Punta de Rasca es propiamente dicho el faro. Este faro de 32 metros de altura se yergue majestuoso sobre la colada volcánica. Su construcción data de 1978 pero no fue el primero. A su lado, mucho más pequeñito y modesto está el primer faro que alumbro la Punta de Rasca. Fue inaugurado en 1898 y en su interior debían residir dos fareros. Es necesario situarse en el tiempo. Por aquella época por aquí no había urbanizaciones, hoteles ni tiendas de comestibles. Tan solo era un lugar inhóspito donde las condiciones de aislamiento eran muy duras. 

Faro de Punta de Rasca | Tenerife

A día de hoy el faro está completamente automatizado y la profesión de farero ya es solo un recuerdo romántico del pasado. Junto al faro veremos la playa donde se encuentra el embarcadero artificial que avituallaba a los fareros de alimentos y medicinas

Ruta del faro de Punta de Rasca

Si quieres saber más sobre este y otros faros de Tenerife no dejes de consultar este artículo:

Del faro a Las Galletas

Faro de Punta de Rasca | Tenerife

Tras la visita a este guardian de la costa continuaremos la ruta del faro de la Punta de Rasca en dirección a Las Galletas. Durante nuestro camino pasaremos por una zona llamada El Palmeral, algo descuidada y que bordea enormes plantaciones de plátanos, para dirigirnos a la playa de Los Enojados. Se nota que esta parte del camino ya no cuenta con especial protección y la basura y los desalmados que la generan campan a sus anchas. Desde esta playa al pueblo de Las Galletas llegarás en un santiamén. 

El Palmeral de Las Galletas | Arona

Como os hemos contado nos quedamos en Las Galletas, un pueblo al que le tenemos un cariño especial por su aire algo destartalado de los 70, haciendo coincidir nuestra llegada con la hora de la comida. Nos gusta mucho parar en El Bichero, un restaurante barato y local. Después de un pulpo con papas preferimos volver cómodamente a por el coche en la guagua nº 468 de Titsa (ojo, solo funciona en días laborables).

Ya que de vuelta en el Palm-Mar es muy recomendable acercarse al Chiringuito Palm-Mar y dejarse seducir por una increíble puesta de sol (de las mejores del sur) con música y una cerveza. ¡Mejor final imposible!.

Lo mejor de la ruta del faro de Punta de Rasca ♥

Descubrir como las erupciones volcánicas han sido capaces de transformar un paisaje a lo largo de los siglos y a pesar de todo comprobar la importancia que tuvo este litoral en la economía de nuestros antepasados.

Lo peor de la ruta del faro de Punta de Rasca 

La poca conciencia cívica de los usuarios de este paraje: cabañas de alto valor etnográfico usadas como pipicanes, cartelería en mal estado y proliferación de infraviviendas por la zona más cercana a las Galletas.

¡Compártelo en tus redes!
Share on Facebook
Facebook
Tweet about this on Twitter
Twitter
Share on LinkedIn
Linkedin
Share on Tumblr
Tumblr
Email this to someone
email
Print this page
Print